Nuestra vida con subtítulos en catalán

Solían encantarme los domingos.

 

No que tuvieran nada tan particular…

Eran remanso…

El solcito iluminando mi sala,

acunándome con su calma.

La brisa moviendo las cortinas,

refrescándome el alma.

El tiempo bailando un lento.

El descanso bocetando mis sueños.

 

No que hayan cambiado tanto…

La obra es la misma,

solo que la gira continuó…

Variando un poco el escenario…

Reemplazando un tanto a los actores…

Estrujándome el corazón.

 

Pues…

hasta entonces,

no había caído en cuenta,

que había perdido el gusto a los aplausos…

que el camino me enseñó a disfrutar los ensayos,

las cañitas a vuestro lado.

El ser amigos…

El hacernos hermanos.

 

Solían encantarme los domingos.

 

A veces quisiera regresar.

Rodar en el mismo lugar.

Que me vuelva a calentar el sol de más allá.

No que me haya ido tan mal,

de hecho las cosas se han empezado a acomodar.

Solo que se echa de menos

aquellos domingos, en particular…

Nuestra vida con subtítulos en catalán.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s